Compartir

Investigadores de la Universidad Autónoma de Yucatán (UADY), en conjunto con elementos de la Secretaría de Saludo de Yucatán (SSY), reportaron ejemplares del mosquito Aedes albopictus, causante de enfermedades como fiebre amarilla, dengue, chikungunya y más de veinte infecciones peligrosas.

El hallazgo de la plaga ocurrió en un terreno baldío  con presencia de vegetación y criaderos, perteneciente al municipio de Kanasín. Autoridades locales recomiendan tomar medidas preventivas, como el uso de insecticida, limpieza constante y eliminación de recipientes con agua, que pudieran atraer al mosco.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here